Guía del Voluntario

Nuestra mayor activo como voluntarios es la relación de confianza que conseguimos alcanzar con las personas que viven en la calle. ¿Cómo nos acercamos a ellos? ¿cuál es nuestra posición en la relación? ¿qué hacemos por entenderles y acompañarles? ¿cómo actuamos con las personas sin hogar?

– Con naturalidad. Todos somos personas, con nuestras inquietudes, ilusiones, cualidades y defectos, vivencias e historias. Cada persona es un mundo.

– Desde el respeto y sin juzgar ¡faltaría más!

– Desde un plano de igualdad, que humanice y dignifique.

– Con sencillez, siendo uno mismo.

– No creando falsas expectativas ni intentando solucionar los problemas inmediatamente.

– Desde la escucha activa.

– Demostrado que esa persona nos importa y que creemos en ella.

– Con mucha empatía.

– Mirando a los ojos y transmitiendo cercanía.

– Con actitud inclusiva, pues queremos transmitir que todos somos parte de la misma sociedad.

– Trabajando en red y siendo “puente” con otras entidades y recursos sociales.

– Dialogando desde lo positivo, aportando esperanza, estima y cariño.

– Siendo constante, acompañándola durante su proceso personal.

– En definitiva, siendo nosotros mismos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s